Escrito por

Cómo usar el irrigador Waterpik

irrigador dental waterpick y cabezales

Todos guardamos en los recuerdos de nuestra infancia como nos contaban nuestros padres lo importante que es lavarse los dientes después de cada comida. La verdad, cuando eres niño, lo que te parece es un tostón, una pesadez y un rollo.

Con la edad, nos damos cuenta de la importancia de esas palabra, lavarse bien los dientes…¿sabemos limpiarnos bien los dientes?. Cada vez somos más conscientes de los importante que es tener unos buenos hábitos de higiene bucal.

Simplemente, seguir los siguientes pasos:

  • Lavado con cepillo de dientes, encías, lengua, carrillos y paladar.
  • Después hay que ocuparse de los espacios interdentales, allí donde el cepillo no llega o no lo hace correctamente, para esta importante misión hasta ahora utilizábamos el hilo dental.
  • Por último nos enjuagamos con un buen colutorio.

Decimos hasta ahora porque ha irrumpido con gran fuerza, los irrigadores bucales. Una nueva forma de llegar, de manera profesional, a los lugares donde el cepillo de dientes no llega. Zonas como debajo de las encías o los espacios interdentales, lugares de tan difícil acceso y gran foco de infecciones que van desde las caries hasta problemas pulmonares, cardíacos e incluso el ictus.

En qué consiste el irrigador Waterpik

Dentista limpiando con irrigador dientes niño

Waterpik, es una marca especializada en Irrigadores Bucales. Los irrigadores bucales, utilizan la tecnología de pulsos de agua a presión para realizar una limpieza más eficaz, especialmente indicado para limpiar los espacios entre los dientes y bajo las encías, lugar donde se acumula tanto la comida como la placa bacteriana.

Existen diferentes tipos de Waterpik, dependiendo de nuestras necesidades, así podemos encontrar Waterpik que funcionan con baterías o a la red eléctrica. Waterpik dispone de dos formatos, cada uno con unas características determinadas:

  • Irrigadores Bucales Waterpik para viaje
  • Irrigadores Bucales Waterpik para encimera

Los irrigadores bucales Waterpik son muy sencillos de utilizar, ya que son muy intuitivos. Aunque la forma de utilización varía de unos modelos a otros, básicamente su funcionamiento es el siguiente:

  1. Los primero que tenemos que hacer es rellenar el depósito con agua fría, aunque si sufres sensibilidad dental lo mejor es que utilices agua templada.
  2. Elegir la boquilla adecuada para cada uso
  3. Elegir la presión. Os recomendamos elegir el nivel más bajo de presión, coloca la boquilla en la boca
  4. Encender el irrigador bucal: Es el último paso, cierra los labios ligeramente, permitiendo que el agua del irrigador fluya.
  5. Dirige el pulso de agua hacia la zona a tratar a la vez que dejamos que salga de nuestra boca. Para realizar una buena limpieza, dirige el pulso de agua hacia la línea de las encías, dibujando el contorno de los dientes.
  6. Una vez hayas terminado todo el proceso de limpieza, sólo tendrás que apagar el irrigador, retirar la boquilla, aclararla y vaciar el depósito de agua.

Advertencia: Cuando encendemos el irrigador, no olvidemos que el agua saldrá a presión, si no hemos elegido un nivel bajo y no hemos cerrado los labios, seguramente nos mojemos. Es mejor elegir un nivel bajo de presión y una vez controlada ésta, ir subiendo poco a poco hasta alcanzar la presión deseada.

Estamos hablando del irrigador bucal Waterpik, como irrigador a presión de agua aunque no sólo puede lanzar pulsos de agua a presión, también se pueden utilizar otros tipos de elixires o incluso se puede utilizar con tu colutorio preferido, eso sí diluido en agua.

Un irrigador Waterpik para cada necesidad

Un irrigador para cada necesidad

Como acabamos de comentar, existen 2 formatos de Irrigadores Waterpik,  portátil o con depósito de agua.

Irrigador Waterpik con depósito

De los ods formatos, es el más grande y por lo tanto el que tiene el depósito con mayor capacidad. Para su utilización es imprescindible tener una conexión eléctrica. Dispone de selector de potencia, pudiendo elegir entre 10 niveles diferentes y distintos tipos de boquillas para inetercambiar, según las  necesidades.

Waterpik WP- 660EU : Diseñado para utilizar en la tranquilidad de nuestra  casa. Un tratamiento casi profesional para su uso diario.

Sus características principales son:

  • Niveles de potencia: 10 niveles de presión para combinar una limpieza suave con una más enérgica y profunda.
  • Capacidad depósito agua: 650 ml
  • Temporizador: 1 minuto, pausando cada medio minuto
  • Boquillas adicionales: 7 puntas
  • Boquilla rotatoria 360º: Si
  • Pulsos por min.: 1.400
  • Capacidad en seg. 90”
  • Dimensiones: 26,29 x 11,93 x 9,65 cm
  • Peso: 665 gr
  • Masaje: Selector para masaje de encías
  • Enchufe europeo: Si

Dos formas de utilizar, como hilo dental, dónde Waterpik WP-660EU, obtendrá una limpieza del 99,9% de la placa bacteriana. Otra forma es Hydro-Pulse, son pulsos de presión que actúan en proporcionando un masaje, de ésta forma además de limpiar, mejora  la oxigenación de las encías activando el flujo sanguíneo.

Toda la información a través de la tecnología led y control de encendido y apagado en el mismo cepillo.

Con Waterpik WP-660EU, no tendrás que preocuparte por la presión de agua del grifo ya que es el mismo, quien se ocupa de proporcionar la potencia suficiente para que la presión de los pulsos de aguas realicen su función perfectamente.

Waterpik WP-660EU, se presenta con 7 boquillas independientes e intercambiables, cada una destinada a un uso y un fín concreto, para que la limpieza sea total, además se integran perfectamente dentro del diseño compacto de Waterpik. . Así, encontraremos:

  • 3 boquillas accesorios Classic Jet (JT-100E)
  • 1 boquilla Waterpik cabezal de cepillo de dientes. Para la limpieza en la superficie de las piezas
  • 1 boquilla Waterpik Plaque Seeker. Especialmente indicado para el espacio interdental
  • 1 boquilla Waterpik Lingual. Diseñada para limpiar la lengua
  • 1 boquilla Waterpik Pik Pocket. Partes profundas de la cavidad periodontal, bajo las encías
  • 1 boquilla Waterpik cabezal ortodóncico. Especial ortodoncias, coronas, etc.

Lo podemos conseguir por 89,99 euros.

Irrigador Waterpik portátil o de viaje

Son los más pequeños para que sea más fácil para su transporte. Su funcionamiento es con batería recargable, para estar disponible en cualquier momento. Ideales para salir de viaje por su reducido tamaño y poco peso, más parecido a un cepillo eléctrico, lo podemos guardar tanto en una maleta como en el bolso.

Waterpik WP-563 EU- Irrigador bucal inalámbrico

Un pequeño equipo de limpieza bucal diseñado con una atractiva forma ergonómica para un mejor control. El cabezal del pequeño Waterpik 563 EU, es rotatorio para que llegue perfectamente a todas las zonas difíciles, además, no necesitas cargar la batería todos los días ya que éstas son de larga duración, por lo que podrás disfrutar de tu pequeño Waterpik 563 EU, durante una semana sin necesidad de volver a cargarlo.

Dispone de dos niveles de presión, 4 boquillas diferentes  y un pequeño depósito para llenar con agua o con el elixir deseado. El irrigador bucal Waterpik acabará su trabajo en un tiempo récord, porque en menos de 4 segundos es capaz de eliminar el 99,9% de la placa bacteriana.

Con un peso de 358 gr., es un indispensable para una correcta higiene bucal.

Lo podemos conseguir por 74,90 euros.

Cómo debemos utilizar el irrigador Waterpik

como cepillarse con irrigador dental

Se trata de un irrigador bucal muy intuitivo y fácil de utilizar. Nos centraremos en explicar cómo se debe utilizar los irrigadores Waterpik de sobremesa, por ser el dispositivo donde más podemos interactuar. No obstante el uso es muy parecido en los dos formatos de irrigadores bucales Waterpik, modelos portátiles o de sobremesa.

Vamos a explicar cómo hay que proceder. No debemos olvidar que lo que va a salir por la boquilla es agua a presión. Por este motivo, seguiremos paso a paso y por el siguiente orden:

Primero llenamos el depósito de agua, elegimos la boquilla adecuada de las disponibles y la introducimos en la boca, sujetándola ligeramente con los labios, de esta forma evitamos que el agua salga disparada hacia cualquier sitio.

Ponemos el irrigador en marcha, siempre tomando la precaución de situar la potencia en el mínimo para poco a poco, ir elevándola hasta llegar a la presión deseada, para realizar este proceso disponemos de una rueda de potencia donde seleccionar los niveles desde el 0 hasta el 10.

Waterpik recomienda, comenzar por la línea superior de las encías, desde atrás hacia delante, para después ir dibujando el contorno de los dientes. Una buena presión acabará con los restos de comida y con la formación de placa bajo las encías o entre los dientes, dejando una sensación de limpieza y frescor en la boca.

Una vez acabado el proceso, apagamos el irrigador bucal, quitamos la boquilla y lo aclaramos todo bien. Después y para dejar el irrigador preparado para la siguiente limpieza, vaciamos el depósito.

Si te interesa saber más cosas sobre los irrigadores bucales, te invitamos a que entres en el siguiente enlace Irrigador Bucal.

¿Qué es lo que piensas?