Escrito por

Cómo aumentar los niveles de colágeno

El organismo va perdiendo la capacidad de generar colágeno a medida que pasan los años y esto influye de manera negativa en muchos aspectos, por eso es esencial aumentar sus niveles con refuerzos externos.

De hecho, se trata de una proteína muy valiosa para el cuerpo en general, ya que se encarga de mantener la piel elástica y reemplazar las células muertas por otras nuevas.

Su disminución acarrea muchas situaciones desagradables, como las arrugas, una dermis seca y escamosa, además de dolor en las articulaciones.

Y no solo eso, ya que un porcentaje bajo de colágeno también desencadena la pérdida del cabello y debilita las uñas.

Para que nada de esto ocurra o podamos retrasarlo lo máximo posible, es esencial adoptar rutinas que fomenten su producción de manera natural.

A partir de los 25 años es un buen momento para comenzar con la prevención, pero si superas esa edad, no pasa nada.

Nunca es demasiado tarde para proporcionarle colágeno a tu tejido celular, gracias a las medidas que te vamos a presentar, a continuación.

 

¿Qué hacer para potenciar el colágeno?

Hay dos formas de maximizar los niveles del colágeno y ambas se complementan a la perfección.

En la mayoría de los casos, se recomienda prestar atención a la alimentación e incluir ciertos alimentos o hábitos a nuestra rutina, para cumplir nuestro cometido.

Alimentos que lo favorecen  

Vamos a comenzar con los alimentos, ya que agregando o inclusive aumentando la ingesta de ciertos ingredientes en las comidas, podremos lograr nuestra finalidad:

 

Agua

aumentar-niveles-colageno

La célebre frase “el agua es la fuente de la vida” es totalmente cierta.

Las personas que la beben en proporciones óptimas suelen lucir una epidermis más hidratada, suave, brillante e incluso se aprecian más jóvenes de lo que son.

En muchas situaciones, tampoco tienen arrugas o las existentes son muy pequeñas y poco profundas, y pueden disimularse con maquillaje muy fácilmente.

Y es que el agua juega un papel muy importante a la hora de promover la formación del colágeno, por eso los especialistas recomiendan tomar de 6 a 8 vasos al día, para que nuestro tejido dérmico se aprecie sano.

Vitamina C

Ciertos alimentos contienen una gran cantidad de vitamina C y son una gran ayuda para producir la venerada proteína.

Asimismo, son considerados unos grandes antioxidantes, por lo que su consumo puede beneficiarnos en muchos ámbitos.

Podemos encontrarla en muchas frutas y las que más porcentaje suelen contener son las cítricas, como el limón o la piña, así como las fresas, las cerezas, las moras.

Estos últimos, los frutos rojos, contienen también licopeno, que otorga el color rojizo y que es un aliado contra el envejecimiento.

Así que no tengas reparo en comer más de estas frutas, pues ganarás en salud.

Té verde

aumentar-niveles-colageno

Seguro que has oído o leído en algún sitio, lo beneficioso que es tomar una taza de té verde al día.

Y la verdad es que las habladurías no son ninguna fantasía, ya que está repleto de propiedades favorecedoras para el organismo.

La más destacada y la que más nos interesa ahora es su alto poder antioxidante, que contribuye a eliminar los radicales libres, causantes de deteriorar las moléculas responsables de generar la deseada sustancia.

Proteínas de colágeno

Los platos con proteínas de colágeno son un empujón muy eficaz a la hora de estimular su producción natural.

Son ricos en aminoácidos, que ayudan a reparar el tejido dañado celular y descomponen los alimentos, siendo una fuente muy poderosa de energía.

Algunos de los más enriquecidos son el huevo, los garbanzos, las nueces, la carne magra, etc.

Pescado

aumentar-niveles-colageno

¿Sabías que con consumir tan solo un par de piezas a la semana podrás mejorar la producción del colágeno muy eficientemente?

El pescado azul es rico en vitamina D y E, además de ácidos grasos Omega3, que previenen el envejecimiento prematuro de las células.

También disminuye el grado de colesterol malo en la sangre y vela por la salud del corazón.

Otros tipos de pescado, como el atún o las anchoas, contienen CoenzimaQ10 en su composición y son esenciales para restaurar y generar la proteína.

A la par, son ricas en antioxidantes y cumplen con el preciado efecto antiedad.

Aparte de aumentar la energía, la vitalidad, mejorar el sistema muscular y el cardiovascular.

Con añadir más platos de pescado en tu alimentación, tendrás mucho ganado.

 

Aguacates

Gracias a su abundante contenido en aceites, es magnífico hidratando y nutriendo la piel, y mejorando la producción del colágeno.

Es un nutriente muy versátil que se puede emplear en una infinidad de platos.

No lo pienses dos veces y si todavía no has incluido en tu dieta el aguacate, hazlo enseguida.

Seguro que hay un sinfín de recetas para elaborar con este alimento.

 

Cebolla

aumentar-niveles-colageno

Puede sonar raro que la cebolla pueda tener algo que ver en la producción de la maravillosa sustancia y ciertamente, es excelente.

Está compuesta por azufre, que no solo eleva los niveles, sino que mejora la circulación sanguínea y previene el nacimiento de parásitos y hongos.

Se trata de un nutriente que, a la vez, reduce el azúcar en la sangre y posee una acción tratando los problemas respiratorios, que la convierten en perfecta aliada para combatir los resfriados, entre otras dolencias.

Algas Marinas

Contienen mucho yodo en su formulación, algo muy beneficioso para el organismo y para producir la venerada sustancia.

Las algas marinas favorecen las funciones vitales, ayudando al metabolismo gratamente.

Pueden comerse al natural u en formato de suplementos, si no son de tu devoción.

 

Una manera muy efectiva: Complementos de colágeno

aumentar-niveles-colageno

Los suplementos son una gran baza, tanto si comes alimentos que lo favorecen, como si no te gustan o lo haces en cantidades más bien bajas.

Existen dos formas efectivas, de manera oral o tópica y podemos emplear ambas praxis o solo una, todo depende de lo que pretendamos.

Veamos ambas medidas:

Ayudar con los dolores articulares y fortalecer los músculos

aumentar-niveles-colageno

En este caso, lo más factible son los orales, que se pueden encontrar en pastillas, polvo, bebidas, comprimidos, masticables, etc.

Un ejemplo claro son los zumos, pues si no son fríos y no los ingerimos de inmediato, pierde sus propiedades, como la vitamina C.

Por eso, aunque llevemos una vida sana, con una alimentación saludable y equilibrada, y practiquemos ejercicio con regularidad, a veces no es suficiente.

Un suplemento reforzará más los músculos y les otorgará resistencia para sentirnos en condiciones inmejorables.

Por otro lado, el complemento mantendrá la elasticidad de los vasos sanguíneos, para evitar sufrir posibles problemas de la presión arterial y alteraciones cardíacas.

Y ni que hablar de las articulaciones, puesto que cuenta con propiedades antiinflamatorias, mejorando las articulaciones y huesos para liquidar el dolor.

De hecho, la carencia de colágeno desencadena en muchas ocasiones la temible artrosis.

Mejorar el aspecto de la piel y suprimir arrugas y cicatrices

aumentar-niveles-colageno

Aquí lo ideal son los cosméticos, como las cremas y aceites, ya sean faciales o corporales.

Su uso es muy común para notar efectos en el tejido dérmico a nivel más superficial.

La aplicación de estos productos puede promover la producción de células nuevas, cosa que se reflejaría indudablemente en la apariencia de la piel.

No solo eliminaría progresivamente las cicatrices, sino también las arrugas, rejuveneciendo la dermis y aportándole hidratación, suavidad y brillo.

Sabemos que muchas personas no creen en los tratamientos de belleza mediante cosméticos porque hay muchos fabricantes que se limitan a la publicidad engañosa.

Por eso, nuestro consejo es que te fijes bien en los ingredientes del producto en cuestión, antes de adquirirlo.

Y así te cerciores de que realmente contiene colágeno, en unas concentraciones lo suficientemente altas para que surtan efecto.

Hay tener en cuenta también, que hay determinados ítems que podrían agravar el estado de una epidermis ya de por sí dañada u con tendencia a la sensibilización.

Para evitar rojeces, irritación o cualquier condición indeseada, lo mejor es leer el INCI con detenimiento y asegurarnos de que no hay ningún compuesto adverso en la lista.

Esta proteína tan valiosa no posee efectos secundarios, pero puede que los demás ingredientes que compongan la fórmula no sean cuidadosos y seguros.

En el ámbito de la cara, nuestra recomendación personal es la crema con colágeno de Nezeni Cosmetics, pues brinda excelentes resultados, cuidando hasta las dermis más sensibles y delicadas. ¡Vale mucho la pena!

¿Has visto que sencillas son estas medidas? ¿A qué esperas para aumentar los niveles de colágeno con ellas?

¿Qué es lo que piensas?